Adelgazar: verdades y mentiras

Salud

Seguro que a tod@s nos suenan términos como estos: “dietas milagro”, “efecto rebote o yo-yo”, “operación bikini”, etc. Y todos ellos aparecen en momentos claves del año, antes del verano y después de las navidades.

Que si el agua engorda, que si adelgaza, que si no desayunas pierdes kilos, que los pierdes si te olvidas de la cena... Así no hay forma de saber qué afirmaciones son ciertas o no. Nosotros nos hemos informado y hemos elaborado una lista con las mentiras y verdades más populares sobre el adelgazamiento:

  1. Beber mucha agua adelgaza y no se puede tomar en las comidas. FALSO. Beber mucha agua ni adelgaza ni engorda, sino que su función es limpiar todo el organismo e hidratarte por dentro y por fuera. El agua es la única sustancia imprescindible para nuestro organismo que no tiene ni una sola caloría y por tanto no engorda nunca, ni antes ni después de las comidas, ni entre horas.
  2. Saltarse una comida adelgaza. FALSO. Lo único que conseguirás es llegar muerto de hambre a la siguiente comida. Lo ideal es comer 5 veces al día: desayuno, media mañana, almuerzo, merienda y cena. Así no pasas hambre y no comes de más.
  3. Comer despacio adelgaza. VERDADERO. Desde que empiezas a comer y hasta que tu cerebro recibe la señal de que el estómago está recibiendo alimentos pasan unos 20 minutos. Así que, cuanto más deprisa comas, más alimentos te entrarán en ese tiempo y, por lo tanto, más engordarás. ¡Tómate tu tiempo!
  4. La fruta al final de la comida engorda. FALSO. Como en los casos anteriores no hay ningún estudio científico que lo demuestre. La fruta engorda según las calorías que tenga, como cualquier otro alimento. Eso sí, si comes la fruta media hora antes de comer, luego no devorarás tanto y va súper bien para hacer la digestión.
  5. Lo que se come antes de las 8 de la mañana engorda menos que si se come después, o lo que se come después de las 8 de la tarde engorda más que si se ingiere antes. FALSO. Aunque es mejor tomar la cena 2 o 3 horas antes de irse a dormir.
  6. Los productos Light engordan menos que los normales. Sí, pero no vale comer 3 natillas light, porque entonces engordarás más que con las normales. Los alimentos «light» tienen menos calorías, menos azúcares y menos grasa, pero también hay que controlarlos.
  7. Para adelgazar hay que prohibir el azúcar. FALSO. La glucosa es necesaria para el cerebro y los músculos. Añadir un poco de azúcar en el café o beber un batido no es malo, lo malo es atiborrarse de chucherías y comer demasiados dulces...
  8. La sal no es recomendable. VERDADERO. Con la sal, ni se adelgaza ni se engorda, pero retiene líquidos y eso ayuda a acumular grasas y a crear celulitis. No hay que dejar de tomarla, basta con no pasarse con su consumo.
  9. Los alimentos integrales son mejores. VERDADERO. Engordan lo mismo, pero lo bueno es que tienen más minerales y más fibra, y por eso llenan más, facilitan la digestión y se expulsan antes que los alimentos normales.

Ahora que te hemos dejado estas pistas, no recurras a esas dietas exprés que te prometen resultados inmediatos. Perder peso requiere tiempo y voluntad y, además debes combinarlo con la práctica de algún deporte. Lo que se pierde poco a poco se mantiene y las dietas milagro no existen.

Camina, sube escaleras, baila, y come de todo, pero con moderación. Ya verás como esos términos a los que nos referíamos al principio desaparecen de tu diccionario ¡para siempre!.

  • 0 1

  • (No Ratings Yet)
    Cargando…