Piel sana a prueba de frío invernal

Nuestra farmacéutica responde

La piel lo nota. ¡Está a primera línea! Es la primera barrera del cuerpo, expuesta a las bajas temperaturas ambientales, el viento y la humedad. Ya hemos adaptado nuestra indumentaria a las condiciones meteorológicas: atuendos térmicos, jerséis de los gruesos, un buen abrigo, calzado calentito y el trío de gorro-bufanda-guantes. Si sois de los frioleros, quizás me he dejado algún que otro complemento adicional. Pero, ¿habéis adaptado vuestras rutinas de higiene y cuidado corporal al frío? Si no sabéis por dónde empezar, aquí van algunos consejos y el “top ten” personal de productos dermocosméticos para cuidar nuestra piel y fortalecerla ante la caída de termómetros.

Las pieles sensibles, las que más sufren el frío

Las pieles atópicas o reactivas son las que más notan un empeoramiento de su estado debido a las inclemencias ambientales. Enseguida pueden aparecer más brotes inflamatorios, enrojecimiento o un picor más acusado tras la exposición al frío. En general, todas las pieles con xerosis (sequedad intensa) pierden capacidad de hidratación y se resecan en mayor medida. Si os perdisteis el artículo sobre cómo cuidar de forma global la piel muy sensible, podéis darle un vistazo y anotar los productos adecuados para cada caso.

Los bebés, los niños y las personas mayores deberán tener un especial cuidado, sus pieles se caracterizan, a priori, por ser más sensibles. Será importante mantener la hidratación por fuera y por dentro. En este sentido, mejor tomar líquidos calentitos o templados, para proporcionar calor al sistema digestivo y no restárselo (se puede tomar líquido en forma de infusiones, caldos, o zumos vegetales que no estén demasiado fríos).

Podemos controlar o limitar el tiempo de exposición ambiental en momentos de mayor caída térmica. Es decir, según el grado de resistencia al frío que tenga nuestra piel, evitaremos permanecer durante ratos prolongados al exterior, o priorizaremos la actividad al aire libre en los momentos más templados, como al mediodía. Os aseguro que hay pieles muy sensibles, que son un auténtico termómetro ambiental; cuando pasan demasiado tiempo expuestas a una baja temperatura, notan tirantez y enrojecimiento proporcionales al rato de exposición. Sobre todo, en las zonas no protegidas por la ropa.

El problema también puede aparecer cuando se produce un cambio brusco de temperatura. Ya no es tanto a qué temperatura nos hemos expuesto fuera de casa; si la que tenemos en los ambientes interiores es demasiado elevada, la vasoconstricción y vasodilatación brusca de los pequeños capilares cutáneos van a provocar enrojecimiento e incomodidad en la piel. Regulemos bien los termostatos, para nuestra salud cutánea y para la salud ambiental también; el ahorro energético recae en la suma de pequeños gestos, tanto en los hogares, como en los lugares de trabajo.

Dermocosmética para el frío y cómo usarla

Las formulaciones de los productos adecuados para esta estación del año han de cumplir unos requisitos básicos: función emoliente e hidratante, y función fortalecedora de las defensas cutáneas. Como objetivos secundarios, pero no menos importantes, también deberían ayudar a contrarrestar el enrojecimiento y tener propiedades calmantes.

propositos_estilovida_post2

Las zonas de piel más expuestas a las agresiones ambientales son el rostro y las manos. Aquí la piel es más fina y sensible, por lo que nota, antes que ninguna otra zona, los efectos del frío. Para el rostro, la reconstitución de la barrera lipídica y la hidratación son básicas. Si, además, se añade algo de protección solar y activos calmantes, mucho mejor.

  • Piel del rostro: cutis sensibles y con tendencia al enrojecimiento (con cuperosis o rosácea). La línea LetiSR es un clásico en la farmacia. Sus fórmulas son no comedogénicas y sin parabenos. Contienen activos mediadores de la inflamación cutánea, calmantes y regeneradores. Lo ideal es combinar el sérum (LetiSR sérum antirojeces 30ml) y la crema, sin color (LetiSR crema antirojeces 40ml) o con toque de color (LetiSR crema antirojeces con color 40ml), según preferencias. A nivel general, encontraréis dos denominaciones para este tipo tan específico de productos: SR o AR (anti-rojeces).
  • Piel del rostro: cutis maduros que necesitan acciones intensivas. Destaco Isdinceutics Age Reverse 50ml, de la gama reformulada de Isdin. Aquí su función va más allá: es protectora ambientalantiedad y remodeladora facial. Combate los radicales libres que agreden la piel, causados por factores ambientales.
  • Para las manos, no nos olvidemos de hidratarlas a diario. Quizás durante el resto del año no lo hacemos, pero en invierno lo tenemos más presente, porque los signos de sequedad son muy visibles. Existe gran variedad de productos, todas ellas buenas, si están testadas dermatológicamente; pasen y vean.
  • La piel corporal tiende a resecarse y escamarse con mayor facilidad. La producción de las glándulas sebáceas no es suficiente para preservar su hidratación. Destaco la línea Dexeryl de Pierre Fabre para la hidratación diaria y recuerdo la utilidad de rociar agua termal sobre el cuerpo, tras la ducha o siempre que notemos la piel seca. Otro truco: se pueden añadir unas gotitas de aceite vegetal (de rosa mosqueta, de argán, de almendra dulce, albaricoque o jojoba) a la loción hidratante básica; aportaremos un plus de nutrición y protección a la piel.
  • Por último, los labios. Su delicadísima piel sufre mucho con el frío: se resecan y agrietan. Cuanto más nutritiva sea la barra labial que utilicemos, mucho mejor.
 

Si queréis más información sobre productos o nos queréis hacer llegar vuestros comentarios, aquí tenéis un espacio a vuestra disposición. Espero que los consejos os ayuden a aliviar un poco los efectos de las bajas temperaturas en nuestra piel. ¡Y a disfrutar de las actividades de invierno!


Conflicto de intereses: La información contenida en mis artículos, así como en las respuestas de consultas privadas, es de carácter independiente. Las recomendaciones las hago en base a la información técnica y el propio criterio profesional, y no recibo ningún incentivo para destacar unos productos frente a otros. Agradezco a todos lectores que se pregunten por el criterio de selección aplicado y les animo a seguir enviando sus inquietudes y comentarios.

  • 0 1

  • (3 votes, average: 4,33 out of 5)
    Cargando…

Hay un comentario publicado

  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *