Descubre algunas frutas y verduras de otoño

Dietética

agricultor2_otono_post

El otoño es la estación melancólica por excelencia. Los árboles empiezan a desprenderse de sus hojas, las aceras se llenan de un manto rojizo y pardo que aporta calidez a ese frío que ya se empieza a notar y hace que te vistas con ropa de más abrigo. Pero no sólo el ambiente cambia, los comercios y las pequeñas tiendas de barrio también. En concreto, las verdulerías se llenan de una variedad cromática que acoge tonos anaranjados, verdosos y rojizos.

Las frutas de otoño son un poco más consistentes que las veraniegas, pues, como es natural, durante esta estación, el organismo no necesita tanto refrescarse como aumentar su un poco su energía y sus defensas. De ahí que estas frutas otoñales aporten una gran cantidad de energía y antioxidantes, hecho que se aprecia en sus intensos colores naranjas, morados y verdes. Lo mismo sucede con las verduras de otoño, las cuales ya empiezan a ser un poco más consistentes y con una textura más densa y menos refrescante que las veraniegas. Sin dejar de lado el abanico de colores que ofrecen, cuyas tonalidades van del morado al naranja, pasando por el blanco y el rojo.

3 frutas de otoño 

Aguacate

El aguacate es una magnífica fruta de origen mejicano que ofrece un sinfín de propiedades, cuyos beneficios ejercen su labor nutritiva tanto dentro como fuera de tu organismo. Cuando se encuentra en un estado óptimo de maduración, su sabor recuerda al de la nuez y al de la avellana pero con una textura suave, untuosa y una consistencia similar a la mantequilla. Su consumo se realiza siempre en crudo, bien sea en ensaladas, sándwiches o acompañando platos de proteína. Algunas de sus propiedades del aguacate son:

  1. Aporta grasas monoinsaturadas, ácido oléico y alfa-linoléico (Omega 3). Por ello, regula el colesterol y el ritmo cardíaco, resultando ideal para las personas con hipertensión.
  2. Regula la testosterona, las hormonas y es un excelente afrodisíaco. Perfecto para los hombres y las mujeres que deseen tener hijos, estén embarazadas o quieran regular su ciclo menstrual.
  3. Ayuda a generar y a regenerar la masa muscular y los cartílagos, además de disminuir la inflamación de las arterias. Esto lo convierte en un alimento base para deportistas.
  4. Posee una rica acción antioxidante que mejora la piel y el organismo, regulando los carotenoides y aumentando el sistema inmunológico.

Desde hace algún tiempo, muchos expertos en nutrición han destacado la semilla del aguacate por su gran aporte nutritivo y beneficios para la salud. Algunos de estos son su efecto termogénico sobre el organismo, ayudando a quemar más fácilmente las grasas y a activar el metabolismo, hecho que complementa la acción saciante del fruto.

También controla el envejecimiento y el colesterol, ayuda a mejorar las digestiones y el sistema inmunológico, es anticancerígena y favorece el buen estado de cabello y uñas. No obstante, una de tus dudas seguramente sea ¿cómo la puedo consumir? Bien, la respuesta es muy sencilla: primero debes lavarla bien y dejarla secar durante unas horas. Después puedes rallarla, tostarla y consumirla directamente bien sea en infusión, añadiéndola en batidos, zumos, ensaladas, bocadillos o sola.

aguacate_otono_post

Granada

La granada es una de las frutas del otoño por excelencia, junto a la castaña y hortalizas como el boniato. Su color rojizo asimila su particular pulpa en forma de perlas con el rubí, la cual posee una textura refrescante, acuosa y muy ligera. Pese al debate que existe sobre cómo pelarla y las problemáticas que más de uno sufre a la hora de consumirla (seguro que sabes de qué se trata), es una fruta con muchas propiedades medicinales y beneficiosas para el organismo. Aquí tienes algunas de ellas:

  1. Posee un gran poder antioxidante ayudando a cicatrizar heridas, regenerar tejidos y mantener los cartílagos en un estado idóneo. Además, potencia el sistema inmunológico reforzando las defensas.
  2. Mantiene en perfecto estado la vista, protegiéndola de dolencias comunes gracias a sus propiedades regeneradoras. También reduce la placa dental.
  3. Disminuye el estrés, regula la tensión arterial y aporta pocos hidratos de carbono, hecho que la convierte en ideal para las personas con diabetes, pues además regula los niveles de azúcar.
  4. Posee propiedades astringentes y antibacterianas, mejora las digestiones y las dolencias intestinales. Además, elimina y previene la nueva aparición de parásitos intestinales.
  5. Es una fruta muy diurética, favoreciendo la eliminación de líquidos, la hipertensión, el ácido úrico, la artritis y la pérdida de peso.
  6. Fortalece el organismo y ayuda al correcto desarrollo tanto físico como mental. Por ello, resulta perfecta para los más pequeños.

Chirimoya

Esta fruta goza de una gran aceptación entre las personas que buscan alimentos favorables para su dieta de adelgazamiento, pues es una fruta rica en propiedades y baja en grasas. Destaca por su pulpa color blanco y de textura suave, melosa y muy dulce. Se suele consumir partida por la mitad y directamente con cuchara, desechando tan sólo su piel y sus huesos negros. Algunas de sus propiedades son:

  1. Rica en vitaminas C, E, A y B6. Por ello posee un gran poder antioxidante, mejorando el estado de la piel, de los tejidos, de la vista y del pelo.
  2. Aporta una gran cantidad de potasio, magnesio y cobre, tres elementos químicos que ayudan a fomentar el sistema inmune, regenerar los músculos y mantener saludable el corazón.
  3. Ayuda a mejorar las digestiones y las dolencias estomacales. Al poseer una gran cantidad de fibra, conserva en un estado óptimo la flora intestinal y regula el tránsito.
  4. Adecuada para mantener equilibrada la piel, evitando las impurezas.
  5. Es quema grasas.

Las personas que deben tener cuidado con su consumo son las diabéticas, pues las chirimoyas aportan un mayor contenido de hidratos de carbono en comparación con otras frutas. Esto provoca que los pacientes insulinodependientes (diabetes tipo 1) deban tener en cuenta la adaptación de su dosis de insulina al consumirla.

3 verduras y hortalizas de otoño

Espinacas

La verdura favorita de Popeye es una de las más ricas a nivel nutritivo pues aporta muchas vitaminas y minerales a tu organismo. Sin embargo, hay que desmentir una creencia muy extendida por la población y que no es del todo cierta: las espinacas, aunque siempre se haya dicho lo contrario, no son tan ricas en hierro. O mejor dicho, su hierro no es tan asimilable en el organismo como el de otras verduras (crudíferas como la col o el brécol, por ejemplo).

¿A qué es debida esta dificultad de absorción? A la gran cantidad de ácido oxálico que posee esta verdura y con el cual, el hierro no puede ser absorbido. De la misma manera, las personas con dolencias relacionadas con el ácido úrico, como la gota y los cálculos renales, deben tener cuidado a la hora de consumirla. De hecho, sea cual sea su consumidor, se recomienda ingerirla acompañada de un alimento ácido bien sea zumo de limón, bien unos gajos de tomate, por ejemplo. Otras propiedades de las espinacas:

  1. Aumenta la fuerza muscular, la energía y la vitalidad. Además es un gran alimento para los deportistas pues resulta un antiinflamatorio natural de las articulaciones y mejora la matriz ósea gracias a la vitamina K que aporta.
  2. Gran aporte de vitamina A, la cual protege y mejora la visión, previene las cataratas y ayuda a la regeneración de los tejidos. En este último sentido, también contiene betacarotenos, los cuales refuerzan la piel.
  3. Favorece la salud de las embarazadas gracias al ácido fólico (vitamina B9) presente en su composición.
  4. Es uno de los anticancerígenos más conocidos y consumidos, previniendo cualquier tipo de cáncer pero con más énfasis en los de colon, próstata, mama e hígado.
  5. Contiene muy pocas calorías, hecho que la convierte en un gran aliado para bajar de peso. Además mejora el tránsito intestinal, protegiendo al sistema digestivo y aportando una gran cantidad de fibra.
  6. Reequilibra y mantiene regulados los niveles de la presión arterial.

Su consumo no queda estancado en los platos tradicionales como la tortilla de espinacas, actualmente también se consume en batidos con espirulina, cruda en ensaladas o incluso como base para hamburguesas y sándwiches. De todas formas resulta deliciosa y muy sencilla de ingerir, además puedes adquirirla ya sea en conserva, congelada o al natural.

puerros_otono_post

Puerro

Perteneciente a la familia de las cebollas, el puerro destaca por su color blanquecino y su gran versatilidad a la hora de cocinarlo. Lo puedes incluir en tus ensaladas, pues su parte más cercana a la raíz resulta muy dulce, suave y refrescante, perfecta para las preparaciones en crudo. También puedes utilizarlo en tus recetas habituales como alternativa a la cebolla, si ésta te resulta un tanto agresiva para tu digestión, pues el puerro acaba siendo más liviano para tu organismo. Repasa sus propiedades:

  1. Es un excelente diurético y aliado para tu dieta, pues te saciará aportándote muy pocas calorías y un gran sabor. Sin dejar de lado que ayuda a depurar el organismo y favorece, al mismo tiempo, la absorción de agua y el mantenimiento del pH corporal. Todo ello gracias al potasio que contiene.
  2. Como todas las liláceas (cebollas, cebollinos, ajos,...), el azufre que contiene y aporta a tu organismo ejerce una acción antibacteriana, antiinflamatoria y antiséptica, protegiendo tu estómago, tus intestinos y tu cuerpo de virus y bacterias.
  3. Rico en calcio y vitamina C, los cuales favorecen la regeneración de los huesos, los diente, los tejidos y los músculos.
  4. Rico en vitamina B9 o ácido fólico, por lo que resulta ideal para las mujeres embarazadas.

Todo ello sin olvidar otros muchos minerales y vitaminas que aporta, como el zinc y el selenio, y que insisten en la gran cantidad de beneficios que ejerce sobre tu organismo. El puerro es una verdura aparentemente sencilla, pero que guarda un sinfín de secretos.

Berenjena

Rellenas, al horno, a la plancha, en paté, fritas, rebozadas, en vinagre,... La diversidad en las formas de consumir las berenjenas es evidente a simple vista, hecho que las hace más simpáticas para los ojos de la mayoría de consumidores. Asimismo, esta hortaliza es una de las bases de la dieta mediterránea, por ello es tan típico encontrarla en todos los comercios y recetarios tradicionales de países como España, Italia, Turquía, Grecia y el Líbano. Algunas de sus propiedades son:

  1. Gran fuente de flavonoides y vitamina C, los cuales ejercen como antioxidantes y favorecen la regeneración de la piel. De hecho, se suele utilizar en tratamientos para heridas, cicatrices y quemaduras por este mismo motivo.
  2. Es una gran aliada para las digestiones pesadas, ya que resulta muy liviana, digestiva y mejora el tránsito intestinal gracias a la fibra que posee.
  3. Contiene muy pocas calorías, ayuda a depurar las grasas del organismo y ofrece una gran cantidad de agua para tu organismo. Por ello es un alimento ideal en dietas de adelgazamiento.
  4. Rica en minerales, como el fósforo y el potasio, y en vitaminas, como la C y la A.

Los expertos en nutrición recomiendan consumirla horneada, pues es la forma en la que resulta más digestiva y mediante la cual sus propiedades se captan mejor. De hecho y aunque sea muy común freírla o rebozarla, ésta no es la mejor opción pues se debe tener en cuenta que todo su contenido de agua se cambiará por aceite al cocinarla de esta forma.

De igual manera, cabe destacar que es una gran fuente de solanina, sustancia que puede ocasionar dolor abdominal, estomacal o trastornos digestivos en tu organismo. Pero, ¡qué no cunda el pánico! Al cocinarla, sea de la forma que sea, esta sustancia desparece o mengua su presencia.

A parte de estas verduras, hortalizas y frutas, el otoño te proporciona muchas más para que amenices tu menú diario y aportes una infinidad de nutrientes a tu organismo. Lo primero que debes tener en cuenta es que tu alimentación sea sana y equilibrada, pues de esta manera tu cuerpo podrá hacer frente a los cambios de tiempo, la vuelta del frío y la reincorporación al mundo laboral/escolar tras las vacaciones. ¡Apúntate al consumo de las frutas y verduras de temporada!

  • 0 1

  • (4 votes, average: 3,25 out of 5)
    Loading...

Hay 5 comentarios

  • Me encanta saber qué tipo de vitaminas y minerales tienen los diferentes alimentos. También qué tipos de verduras y frutas son de cada temporada.

  • descubri el aguacate hace 2 años, y ahora no puedo pasar sin el, esta buenisimo y noto que me sienta muy bien, incluso en la piel de la cara. Y aunque dicen que tienen muchas calorias, ni caso, yo tomo 1 entero casi a diario en esta epoca y no subo de peso.

  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *