La faja reductora, tu gran aliada

Cosmética

Seguro que más de una vez te has visto en la situación de que te invitan a un evento importantísimo, y a última hora te das cuenta de que ese maravilloso vestido que tienes guardado en el armario ya no te entra porque, en los últimos meses, has ganado unos kilitos...

¿Cómo ocultar esa grasa que sobra y conseguir una silueta perfecta en el último momento sin apenas esfuerzo? Muy sencillo: utilizando una faja reductora.

Las fajas reductoras son perfectas para ocultar esa barriguita que a veces resulta tan molesta y nos ayuda a lucir un vientre más plano y unas piernas moldeadas. También nos ayuda a reducir cintura, logrando una figura muy sugerente y dando forma a unas curvas irresistibles. Incluso, si se utiliza la faja reductora de forma regular, podemos perder peso y disminuir unos centímetros.

Pero, ¿cuáles son los tipos de fajas que nos encontramos en el mercado? ¿Y cuál es la mejor?

Básicamente, nos encontramos con tres tipos de fajas diferentes, cada una con una finalidad distinta: la faja moldeadora, la faja adelgazante y la faja ortopédica.

  • Con la faja moldeadora, podemos llegar a perder hasta 2 tallas (entre 4 y 7 kilos).
  • Con la faja adelgazante ayudaremos a nuestro cuerpo a perder peso, ya que nos ayuda a sudar, reduciendo así el volumen del cuerpo. Además, la sudoración nos ayuda también a eliminar las toxinas de nuestro cuerpo.
  • Por último, con la faja ortopédica podremos mejorar nuestra postura, ya que es muy beneficiosa para las lumbares y nos ayuda a evitar dolores de espalda.

Además, dentro de las fajas, encontramos distintos modelos, en función de cuál sea la zona que deseamos reafirmar. Por ejemplo, para las mamás, existen unas fajas específicas para reafirmar el vientre de forma gradual tras el parto. Por otro lado, encontramos fajas reductoras tipo bañador, y otras fajas que cubren desde la cintura hasta la rodilla.

En cualquier caso, y sea cual sea el tipo de faja reductora que estés buscando, es conveniente que tengas muy en cuenta tus medidas, tu peso y tu porcentaje de masa corporal para elegir la faja perfecta: aquella que te haga lucir una figura espectacular, pero sin ahogarte.

  • 0 1

  • (No Ratings Yet)
    Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *