Evitar las arrugas está en tus manos

Cosmética

Las arrugas en la cara se forman por la repetición de los gestos. Las personas con tendencia a gesticular mucho verán en su rostro líneas de expresión a una edad temprana que, con el paso del tiempo, se convertirán en arrugas más profundas. Con los ejercicios faciales que te proponemos a continuación, podrás fortalecer los músculos del rostro, aportar volumen e incluso luchar contra la gravedad. Por eso, te recomendamos que al levantarte o antes de irte a la cama, te regales unos minutos haciendo unos ejercicios faciales que te garantizarán resultados si eres perseverante. Para empezar, prepárate delante del espejo y observa detenidamente cada movimiento. Aprovecha el momento para relajarte y evitar que las tensiones del día dejen marca en tu rostro. · Párpados: Rotamos los ojos hacia arriba, abajo, izquierda y derecha. Realizamos unas 20 repeticiones. Descansamos y repetimos la serie cuatro veces más. Este ejercicio fortalece los párpados y resalta la mirada. · Mejillas: Cerramos bien la boca, soplamos, y llenamos la cara cuanto podemos con aire de manera que las mejillas se inflen. Echamos la lengua hacia la mejilla derecha y luego hacia la izquierda. Repetimos 15 veces. Ideales para moldear las mejillas y los pómulos. · Cuello y mejillas: Inspiramos aire por la boca y la mantenemos cerrada durante cinco segundos de forma tal que las mejillas queden infladas. Soltamos lentamente el aire y repetimos unas 12 veces. · Elasticidad facial: Abrimos la boca como cuando bostezamos y la abrimos aún más (primero como si pronunciáramos la letra a y luego la letra o) Contraemos un lado de la cara y estiramos el otro. Hacemos esto alternativamente. Luego agarramos las mejillas con las manos, tiramos de ellas hacia afuera. Descansamos y repetimos estos ejercicios faciales unas 10 veces. · Papada: Con la mano derecha abierta, con los dedos pulgar e índice formando una L, estiramos la papada hacia atrás y hacia el cuello. Repetimos el movimiento varias veces. Al finalizar pasamos una esponja con agua fría por toda la zona frontal del cuello y la papada. Reduce notablemente la grasa acumulada. Para terminar, añadir que casi tan importante como estos ejercicios es un buen cuidado de la cara. Os recomendamos que lavéis vuestra cara todos los días con agua caliente y terminar con paños fríos, es muy refrescante y te da un aspecto saludable al instante. ¡Ánimo, comienza hoy mismo y lo notarás enseguida! --
  • 0 1

  • (No Ratings Yet)
    Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *